Sabado 14 de mayo 2022

Le robaron a un ex arquero de la Selección Argentina

Redaccion Avances 25/01/2022 - 14.11.hs
(Foto: C%N)

Al igual que ocurrió con el futbolista de Boca Marcos Rojo hace una semana, el ex arquero de la Selección argentina de fútbol Pablo Cavallero sufrió un "escruche" en su departamento del barrio cerrado Islas del Canal, de Nordelta, por el que fueron detenidos su empleada doméstica y un efectivo de seguridad privada.

 

El episodio, que se produjo el pasado 16 de enero pero recién trascendió este martes, ocurrió cuando dos personas que por el momento no pudieron ser encontradas ingresaron al edificio y luego al departamento de Cavallero, sin forzar ninguna puerta. Por esa razón se presume que la empleada doméstica fue quien permitió el acceso de los delincuentes, que se llevaron 68.000 dólares, un Rolex y la llave de una Ferrari.

 

El ex mánager de Vélez Sarsfield no estaba al momento del episodio, por el que también se apuntó al encargado de seguridad privada del edificio, que tiene un vínculo con la empleada doméstica. En las grabaciones de las cámaras de seguridad se ve además al encargado de seguridad saludar a los delincuentes cuando se retiran después de haber cometido el delito.

 

Según informaron fuentes policiales, los peritos trabajaban en encontrar datos en el departamento ubicado en el Barrio Islas del Canal de Tigre. Interviene la UFI Rincón de Milberg, a cargo del fiscal Jorge Noceti.

 

Dos detenidos.

 

Tanto la empleada doméstica como el encargado de seguridad privada fueron detenidos por la Departamental de Tigre y puestos a disposición de la Justicia. Los dos delincuentes que ingresaron al edificio y se llevaron el botín continúan prófugos luego de irse a bordo de un Renault Logan de alquiler.

 

Según la investigación se cree que los hombres son de origen venezolano ya que estarían vinculados directamente con la mujer que les alquiló el vehículo, que tendría la misma nacionalidad. Cuando todavía era futbolista, en noviembre de 1997, Cavallero recibió un balazo en el hemitórax derecho al resistirse a un asalto cuando circulaba por la localidad bonaerense de Ramos Mejía manejando un automóvil perteneciente a su entonces compañero de equipo Mariano Armentano.

 

"En un momento pensé en enfrentar a los delincuentes, pero en un segundo preferí dejarlos atrás. Sentí un intenso ardor, pero no me di cuenta de que era un balazo, hasta que me vi ensangrentado", contó en aquel momento. (NA)

 

' '

¿Querés recibir notificaciones de alertas?