Atraparon a un cazador

LLEVABA CARNE Y ARMAS

Un cazador fue atrapado este viernes en horas de la madrugada al momento que circulaba por el sector conocido como “Las cortaderas”, a las afueras de la vecina localidad de Toay, en sentido al oeste. El hombre transportaba carne de ciervo y armas; y al observar un móvil policial se dio a la fuga por caminos vecinales. Sin embargo fue atrapado en un operativo cerrojo. Si bien en un principio se resistió, cuando lograron reducirlo, adujo ante los uniformados que hizo una maniobra de evasión porque creyó que le iban a realizar un control de alcoholemia. Sin embargo constataron con testigos que esta persona transportaba carne en bolsas y armas. Por todas las faltas incumplidas, le labraron causas por resistencia a la autoridad, por infringir el artículo 89 bis (llevaba un arma de fuego cargada en el habitáculo) y una causa por infracción a la ley provincial 22421, por cazar una especie vedada y además por estar fuera de temporada de caza.
De acuerdo a lo indicado por fuentes policiales a LA ARENA, efectivos de la Comisaría Departamental de Toay, Seccional Quinta, lograron atrapar a un hombre que “se movía a bordo de un Fiat Palio y que, cuando vio al móvil, se dio a la fuga por un sector de quintas, paralelo a la avenida Presidente Perón”. La fuente consultada indicó que, una vez que lograron impedir que continúe con su fuga, “se resistió”. Con testigos oculares lo efectivos efectuaron el secuestro y ayer por la mañana “procedimos a la apertura del vehículo en donde tenía un fusil calibre 30-06 cargado, con su respectiva mira telescópica y con el cerrojo colocado; además había bolsas de carne de tres ciervos despostados -todo pulpa- y elementos de cacería”.
El hombre no tenía documentación de las armas y quedó detenido algunas horas, pero luego recuperó su libertad. La policía especuló con que había más personas junto a él.