Hoy, protesta contra el “tarifazo”

CONVOCADA POR LA MULTISECTORIAL "21F" EN LA PLAZA

La Multisectorial 21F convocó para esta tarde en Santa Rosa una marcha de velas y antorchas en protesta contra el permanente ajuste que realiza el gobierno nacional, ahora sobre los sectores más vulnerables de la población, y el nuevo paquete de aumentos que se sentirá entre fines de enero y principios de febrero. La movilización, similar a la que ocurrirá en otras capitales de provincia y en los grandes centros urbanos de nuestro país, se repetirá los restantes jueves de enero.
“La gente o paga las tarifas, o come”. Esta es una de las consignas con las que la Multisectorial 21F convocó a una actividad de protesta para esta tarde, que en el caso de Santa Rosa será a partir de las 20 en la plaza San Martín.
“Hay que ir a protestarlo para que la gente entienda que acá no hay banderas políticas sino que nos están metiendo la mano en el bolsillo y que somos unos tontos que no nos damos cuenta que alguien se está quedando con nuestra plata”, sostuvo Rodrigo Genoni, secretario adjunto del Centro Empleados de Comercio e integrante de esta agrupación, en la convocatoria que hizo ayer en Radio Noticias.
“La Multisectorial 21F no tiene banderas políticas, hay personas radicales, socialistas, de Patria Grande, y dirigentes de instituciones que son de distintas banderas políticas”, aseguró al llamar a que la gente se exprese por sí misma. “Que no vayan con banderas políticas sino con banderas argentinas”, resumió.
Si bien esta será la primera protesta, la actividad se repetirá los restantes jueves de enero y, a juicio de los convocantes, será más intensa cuando empiecen a llegar las facturas de los servicios con el aumento.
“Yo creo que el primer jueves de febrero, cuando lleguen las facturas con el 55 por ciento de suba en la electricidad, 35 por ciento en gas natural, 40 en transporte y 25 en combustible, la gente va a salir a la calle a decir basta”, vaticinó.

Sin beneficios.
Tras recordar que desde que comenzó la actual gestión de gobierno nacional, la energía aumentó un 1.800 por ciento y el gas natural más del 2.000 por ciento, Genoni comentó datos preocupantes sobre el dinero que aportarán los pobres pampeanos al gobierno nacional merced a la aplicación simultánea de quita de beneficios sociales y aumento de las facturas. Lo hizo en función de números aportados por la CPE.
En el caso de la Tarifa Social, señaló, la CPE cuenta con 13.315 usuarios abonados a ese beneficio, que significaba un subsidio del Estado nacional de 1,96 millones de pesos. Con la quita del subsidio, más el aumento que sentirán todos los sectores de la población, la facturación solo de ese sector ascenderá a 4,74 millones de pesos.
“Si a ese valor lo anualizamos a todo 2019, suponiendo que dejemos fija la tarifa de luz, llegamos a que el pampeano beneficiado con la Tarifa Social va a poner alrededor de 57 millones que antes no ponía”, sostuvo Genoni. “Y estamos hablando de gente que necesita la luz para vivir, no es que le sobra la energía para prender el split”, reflexionó.
En el caso del Plan Estímulo al Ahorro de Energía, el beneficio alcanzaba a 14.172 usuarios y el subsidio sumaba 438.800 pesos. Con la quita, esas personas desembolsarán 659.515 pesos mensuales, que anualizados suman casi 8 millones de pesos.
“Son alrededor de 65 millones de pesos anuales en total que va a tener que poner gente que está en mayor situación de necesidad. Es un dato que me ha dejado helado”, confesó Genoni.

Protesta.
En tanto, vecinos autoconvocados se manifestaron ayer en la plaza San Martín en contra de los tarifazos del gobierno nacional. La medida había sido anunciada el pasado miércoles luego de una asamblea.
Carlos Ortellado, uno de los impulsores de la medida, advirtió que “hay mucha bronca contenida. El dato bueno es que hay dos marchas convocadas por el mismo objetivo, lo que habla de que hay mucho interés de salir a confrontar esto”.
A su vez, manifestó que “la gente esta muy mal, le va a doler esto. El tarifazo acá todavía no se siente, si ya se siente en una parte que es el transporte público de pasajeros de la ciudad, porque el tarifazo viene acompañado de la quita de subsidios. Ya lo está padeciendo un sector muy amplio de la ciudad, que tiene que pagar la consecuencias de la falta de previsibilidad y de inversión en cosas tan esenciales”.
En relación al impacto del tarifazo en nuestra provincia, Ortellado destacó que “lo vamos a empezar a sentir en marzo o abril, cuando empecemos a pagar las tarifas nuevas de gas y luz. Acá en la luz va a venir un 55% más. Tenemos una media de mil pesos mensual, se va a transformar a fin de año en unos $1.600”.
Por otra parte, el dirigente evaluó positivamente los anuncios del gobierno provincial de intervenir y expresó que “está bien, el Estado debe estar para socorrer y acompañar los momentos difíciles de buena parte de sociedad”.