Spider-Man: No way home

Redaccion Avances 02/01/2022 - 17.35.hs

Esta reseña no contiene spoilers. Aclarado esto, te contamos cómo fue el estreno de la tan esperada tercera parte de Spider-Man. La película se convirtió en un éxito de venta anticipada y contiene tantas sorpresas que lo mejor es que vayan a verla.

 

 

Tomás D’Atri Villarreal *

 

 

Y llegó el momento tan esperado por los fans de El Hombre Araña, la tercera parte y el cierre de esta nueva trilogía por fin llegó a los cines el pasado 16 de diciembre. La pre-venta de tickets fue una locura total, convirtiéndose en una de las películas en vender más entradas anticipadas a nivel mundial, incluso hasta hubo peleas y golpes en algunas boleterías. La recaudación en taquilla también está rompiendo records, semejante a los números que manejó la última entrega de los Vengadores. En la siguiente nota no contaré ningún spoiler, solo daré mi opinión y primeras impresiones tras haberla visto. Recomiendo que, si pueden, vayan a verla al cine, ya que es una experiencia increíble y única. Traten de esquivar todos los spoilers que circulan por las redes, ya que las sorpresas en este film son muchísimas.

 

Spider-Man: No Way Home (2021), o Sin Camino a Casa en español, es el cierre de esta trilogía de Jon Watts, quien previamente dirigió Spider-Man: Homecoming (2017) y Spider-Man: Far From Home (2019). Esta saga se inserta dentro del MCU (Universo Cinematográfico de Marvel) y el rol del hombre araña lo lleva a cabo Tom Holland. A continuación contaré la trama principal, según todo lo que se vio en los avances oficiales.

 

 

Todos sobre Peter.

 

Los acontecimientos de No Way Home ocurren inmediatamente después de la anterior. Al final de Far From Home, las noticias filtraban un video en donde el villano Mysterio revelaba a todo el mundo, antes de morir, que la identidad de Spider Man es la de Peter Parker y lo incriminaba de llevar a cabo un ataque terrorista con la tecnología de Tony Stark. Por lo tanto, esta nueva entrega comienza con el caos que desata esta revelación, con toda la gente, los medios y las autoridades en contra de Peter. La vida de Peter Parker cambiará por completo, con el foco de atención sobre él, y con la sociedad dividida entre quienes lo apoyan y creen su inocencia, y aquellos que no lo hacen. Esta situación afecta también a sus seres queridos más cercanos: su tía May (Marisa Tomei), su novia MJ (Zendaya) y su mejor amigo Ned Leeds (Jacob Batalon). Cansado de esta tediosa situación, Peter se dirige hacia la residencia de Doctor Strange (Benedict Cumberbatch) y le pide al mago que realice un hechizo para que el mundo olvide la identidad de Spider-Man. A partir de aquí se desata la trama principal, ya que este encantamiento sale mal y provoca la apertura del “Multiverso”, donde villanos de Spider-Man de otros universos van a llegar al mundo de nuestro protagonista.

 

 

Sin precedentes.

 

La locura por esta entrega surge a partir de lo que muestran los trailers que salieron meses atrás, donde nos muestran el regreso de villanos icónicos de las viejas películas de Spider-Man, interpretado por los mismos actores. Es el caso del Duende Verde, interpretado por el mítico Willem Dafoe y el Doctor Octopus, interpretado por Alfred Molina, ambos personajes del Spidey de Tobey Maguire. También los avances nos mostraban pantallazos del Lagarto y de Electro, antagonistas del Spider-Man de Andrew Garfield. Esto, para los fans del personaje nos pareció totalmente surrealista, debido a que las primeras sagas fueron producidas por la empresa Sony, en cambio, estas últimas son parte del universo de Disney. Sony mantiene los derechos del personaje Spider-Man y su distribución, pero hicieron un trato con Disney años atrás para cedérselo por cierto tiempo y que el personaje sea parte del MCU. El hecho de que personajes de las pelis viejas que veíamos de chicos, pertenecientes a otra compañía, vuelvan después de tantos años interpretados por los mismos actores, es un acontecimiento sin precedentes en la historia de las películas de superhéroes. Además del enorme cariño que la gente le tiene a estos personajes icónicos. Con esta premisa, el éxito de esta película era asegurado, jugando la carta que apela a la nostalgia.

 

Luego de ver Spider-Man: No Way Home en el cine, solo diré que no solo cumple con todas las expectativas, sino que las supera con creces. El factor nostalgia genera que la experiencia en las salas de cine sea todo un espectáculo, con la gente gritando de alegría y sorpresa en muchas ocasiones. Recuerdo haber vivido experiencias similares con las últimas entregas de los Vengadores o con las de Harry Potter, pero nunca de esta forma; sin duda Spider-Man es uno de los personajes más queridos que nos ha dejado el cine, los cómics y las series animadas. Acerca de la película en sí, sin dudas es la mejor de la trilogía, brindando una gran madurez y desarrollo de los personajes, sobre todo el de Peter Parker. Esta entrega finalmente consolida a Tom Holland como el nuevo Spider-Man, haciéndolo digno de calzar su traje y preparándonos para las próximas películas que vendrán de su mano. Este film, indiscutidamente, es y será uno de los grandes acontecimientos del año en la gran pantalla, por lo que la recomiendo ampliamente.

 

 

* Colaborador. Profesor de Historia – UNLPam

 

' '

¿Querés recibir notificaciones de alertas?