El Bohemio se tomó su revancha

Redacción 11/10/2011 - 04.21.hs

Estudiantil de Eduardo Castex demostró ayer que está para cosas importantes en el Torneo Provincial de fútbol. Le ganó como visitante a General Belgrano por 2-1, en el marco de la cuarta fecha, y de esa manera alcanzó a los santarroseños en la punta de la Zona "C". Así, cuando faltan dos fechas para el cierre de la primera fase, los dos quedaron a un paso de la clasificación a los cuartos de final del certamen de fútbol más importante de La Pampa.
Sebastián Guenchual puso ayer en ventaja al Tricolor local, que arribaba a esta jornada como invicto y con puntaje ideal; mientras que Víctor Pereyra y Cristian Cardozo dieron vuelta el resultado a favor del Bohemio, que jugó los últimos quince minutos con uno menos por la expulsión de Javier Astudillo, quien vio la roja a los pocos segundos de haber ingresado.
El resultado, además, le sirvió a los castenses para tomarse revancha de la derrota (única en el certamen) que habían sufrido como locales en la primera fecha, justamente ante Belgrano (fue 2-0), y para terminar de tomar confianza para lo que resta, que será lo más importante del torneo.

 

Entretenido.
El partido de ayer fue entretenido y emotivo hasta el final, con dos equipos que tienen buenos jugadores y que siempre intentaron buscar el arco rival, a pesar del mal estado del campo de juego, que ayer además tenía mucho barro debido a la lluvia de los últimos días.
Belgrano, ante la ausencia de Gastón Lezcano -lesionado-, salió al primer tiempo con Sebastián Guenchual como enlace, pero le costó mucho al ex Mac Allister, Alvear FBC y Atlético Macachín, quien está acostumbrado a jugar con la cancha de frente y no tanto a recibir de espaldas. Por eso, el muy buen volante que tiene el equipo de Leonardo Fernández -que es quien maneja las riendas del juego-, sólo pudo hacerse dueño cada vez que se retrasó unos metros, y esa situación lo alejó mucho de los puntas Nicolás López y Agustín López Alduncín.
De todas maneras, el hecho de jugar más cerca del área y sin tantas obligaciones defensivas, le permitieron a Guenchual llegar al gol a los 19': Estudiantil se equivocó en la salida por la presión de Belgrano y un par de resbalones de sus defensores, Marcos Schneider habilitó rápidamente a Guenchual, que ingresó al área y definió con clase contra un palo.
El gol tranquilizó un poco a Belgrano, que hasta ese momento no había hecho casi nada como para ponerse en ventaja. Por el contrario, las mejores situaciones habían sido para Estudiantil, que con el buen manejo de Cardozo, la preocupación constante que generaba Pereyra y el incansable ir y venir de Lucas Canciani -la figura de la cancha-, comenzaba a demostrar que había llegado a Santa Rosa para buscar la punta. A los 15' había avisado Omar Castillo con un remate de frente tras un rebote que se fue alto, y a los 18' había ganado Pereyra en el área, pero su definición había sido desviada.
Incluso después del gol en contra el equipo de Ignacio Archeri siguió merodeando el área de Leonardo Oliván, con un desborde de Canciani y un centro que Marcos Cáceres alcanzó a desviar con el taco, pero la pelota se fue al córner tras una buena reacción del arquero. A los 24' Pereyra puso las cosas en orden, cuando entró al área por izquierda, dejó en el camino a Nicolás Muñoz con un par de enganches y definió cruzado para vencer la resistencia de Oliván y lograr el merecido 1-1.
En el primer tiempo no hubo mucho más, salvo tiempo para la segunda aproximación de Belgrano, que llegó de contra a los 32', pero que no pudo capitalizar otro error defensivo porque el remate final de López Alduncín fue defectuoso.

 

Emotivo.
En el inicio del complemento, Fernández retrasó unos metros a Guenchual -a su posición original- para tratar de manejar el partido, y adelantó a Schneider. En los primeros minutos le dio resultado, porque Belgrano tuvo más la pelota, pero le faltó claridad en la parte final del campo.
Sin embargo, en la primera que tuvo Estudiantil, logró el 2-1 y el partido cambió para tornarse emotivo hasta el final. El gol llegó a los 10' con un tiro libre cruzado de Cardozo, fuerte y al palo del arquero, que reaccionó tarde. A partir de esa jugada, los esquemas de uno y otro empezaron a romperse, porque Belgrano fue en busca del empate, muchas veces en forma desordenada, y porque Estudiantil aguantó -aunque sin meterse atrás- y salió de contra aprovechando los espacios. Y así, se sucedieron muchísimas situaciones de gol en ambos arcos, y en los dos casos crecieron las figuras de los arqueros Oliván y Gastón Gómez.
Belgrano, que encontró espacios por izquierda cada vez que desbordó López -aunque lo buscaron poco y se mostró poco-, tuvo al menos seis situaciones de gol: a los 11' López Alduncín definió apurado tras un giro en el área y tapó el arquero; a los 13' el mismo delantero remató al primer palo y también controló Gómez; a los 41' Agustín Olguín cabeceó tras un córner y Gómez la sacó del ángulo espectacularmente; a los 43' otra vez López Alduncín le pegó de media vuelta y se encontró con otra gran reacción de Gómez, lo mismo que el remate de Schneider a los 46'; mientras que a los 47' López Alduncín cerró la tarde con un cabezazo apenas desviado.
¿Belgrano mereció al menos empatar? Sí, pero también Estudiantil mereció aumentar, porque a pesar que desde los 31' jugó con uno menos por la expulsión de Astudillo -a los pocos segundos de ingresar le tiró un cabezazo a López Alduncín y se fue expulsado-, tuvo las suyas clarísimas: a los 23', a los 30' y a los 37' Federico Vasilchik definió muy mal tres contraataques cuando estaba solo frente al arquero; mientras que a los 33' el que cerró mal la jugada frente a Oliván fue Román Testa, con un remate cruzado afuera.
En fin, los dos tuvieron sus oportunidades para cambiar la historia en la parte final, pero el que terminó festejando fue Estudiantil, y también el público, que vivió un partido muy emotivo. Lo único malo, además de la expulsión de Astudillo, fue el descalificador codazo que Schneider le aplicó a Pablo Ponce en la jugada final, que no fue observada por el árbitro Cristian Reinoso, de correcta tarea.

 


' '

¿Querés recibir notificaciones de alertas?