El gobierno anuló el crédito a favor de Montenegro y le haría juicio

PROMOCION INDUSTRIAL

El gobernador Carlos Verna declaró (mediante el Decreto N° 3214/16) la caducidad de los beneficios promocionales otorgados a Marcelo Gabriel Montenegro que también habían sido decretados por el gobernador Oscar Mario Jorge en 2011 y 2013 a partir de la Ley de Promoción Industrial. La decisión del Ejecutivo se dio a conocer ayer por la tarde en un comunicado de prensa que fue enviado a los diferentes medios locales de comunicación.
Pero Verna no solo suspendió lo beneficios e intimó a la empresa a devolver el crédito en los próximos 30 días, sino que también dejó sentado que el Estado provincial va iniciar acciones legales contra la firma que prometió desembarcar en La Pampa y crear mano de obra genuina, situación que no ocurrió porque nunca se puso en marcha la fábrica.
“El artículo 3° (de la Ley de Promoción Industrial) autoriza al fiscal de Estado a promover las acciones extrajudiciales y judiciales a fin de obtener las acreencias adecuadas al Estado Provincial, en caso de que el obligado y/o quien le suceda, no abonen la suma adecuada en el plazo previsto”, versa el decreto.

Promesas
En el año 2011, mediante el Decreto 285, el gobierno de La Pampa otorgó un crédito a la Empresa Montenegro por $40.000.000 para la construcción de una planta fabril y la adquisición de equipamiento destinado a la fabricación de maquinarias e implementos agrícolas. Dos años después se le otorgaron casi $10.000.000 más. También, en el marco de la citada ley, se otorgaron exenciones impositivas por un plazo de 10 años a partir de la puesta en marcha del emprendimiento.
La empresa aseguró entonces que ocuparía en forma directa a 100 trabajadores metalúrgicos que fabricarían inicialmente equipos de riego tipo “cañón viajero” y de “pivote central”, acoplados tolvas, rolos trituradores y embutidoras para silo bolsa.

Un final anunciado.
Asumida la nueva gestión, comenzaron a recaer algunas denuncias sobre el incumplimiento de la empresa y las irregularidades que tenía la planta que no se terminó de construir a la vera de la ruta 35, en el acceso sur a la ciudad. En el mes de mayo, el ministro de la Producción Ricardo Moralejo dijo que “la planta no cuenta con la habilitación municipal” y que “que no hay producción, que sólo existe un encargado administrativo y cuatro contratados que realizan tareas de mantenimiento”.
Cuando le tocó exponer en la Cámara de Diputados el ministro volvió a la carga contra la firma y adelantó anunció el final de la historia que se confirmó ayer:”Vemos una falta de intención de seguir invirtiendo y seguir con el proyecto; estamos esperando respuestas de ellos sobre cuál va a ser su programa de inversión futura, porque se están agotando los tiempos y los cumplimientos (de producción) asumidos en el proyecto. “Seguramente, esto va a llevar a la caducidad”.

Compartir