Gremialistas decepcionados porque no pudieron hablar

ENCUENTRO REGIONAL "LA PATAGONIA NOS UNE"

“La reunión fue buena, pero estuvo demasiado llena de expresiones de deseos”, dijo el secretario general de la CGT Regional La Pampa, Luis Faggiani, al referirse al encuentro que se realizó en Comodoro Rivadavia donde distintos referentes patagónicos se reunían para “rechazar las medidas del gobierno nacional” que discriminan a la región.
El dirigente, que participó de la reunión, en diálogo con LA ARENA sostuvo que el gobierno nacional “cada día ataca más a la Patagonia”, y puso “como ejemplo el decreto de eliminación de las diferencias en el cobro de las asignaciones familiares”, que ahora se encuentra suspendido por 30 días.
Reprochó que “las organizaciones gremiales fuimos invitadas a participar, pero ni siquiera nos pusieron entre los que tenían que hablar. De hecho lo hizo un compañero de Camioneros porque es diputado nacional; y otro minero de Río Turbio porque le dio la palabra el vicegobernador de Santa Cruz. Y un compañero de la Regional Santa Cruz porque se paró a los gritos y sin micrófono pidió que se hicieran cosas concretas para defender a la Patagonia”.
Indicó Faggiani que la reunión se extendió entre las 11 de la mañana y las 15.30, “y los que usaron de la palabra fueron senadores y diputados nacionales, vicegobernadores, intendentes y diputados provinciales. Lo paradójico es que todos se refirieron a los trabajadores y la difícil situación por la que atraviesan, pero a nosotros no nos escucharon”, se quejó.

Rencillas lugareñas.
Agregó que pareció “más una reunión para dirimir rencillas internas de Chubut, que una fiel expresión de las dificultades que atraviesa la región. Porque además hablaron legisladores que desde siempre estuvieron en oposición al gobierno nacional, como también otros que votaron varias de las leyes que promovió el Ejecutivo, y que hoy no tienen ni el más mínimo atisbo de arrepentimiento. Pero ahora se ponen arriba de la mesa a gritar como si fueran ellos los promotores de enfrentar al gobierno”, completó.
“En particular tenía la idea de decir cómo estamos trabajando nosotros -siguió-; además iba a transmitir el saludo y acompañamiento de los legisladores pampeanos de extracción sindical que me habían pedido que lo haga, como también el de Taco Marín que solicitó lo mismo”. Puntualizó que la expresión de apoyo de los legisladores nacionales pampeanos del PJ “no se leyó. Pero yo quería expresar que nosotros en La Pampa hicimos un acuerdo con nuestros legisladores y con el gobierno provincial, que se comprometieron a no votar leyes que vayan contra los trabajadores”.

Distinto.
Faggiani dijo que también estaba establecido entre los pampeanos que “en casos que se envíen leyes desde Nación al Ejecutivo provincial, vamos a ser convocados para que diéramos nuestro parecer. Es evidente que eso mismo no sucede en el resto de la Patagonia, por eso me parecía oportuno ponerlo sobre la mesa como una opción de trabajo a futuro, pero no pude hacerlo”.
Después de la reunión formal, los representantes gremiales tuvieron otra en el Sindicado de Viajantes, donde se expresó “el desagrado por la situación vivida. Hubo un senador nacional, Alfredo Luenzo, que tomó el reclamo y se llevó el documento que habíamos elaborado para que se tome conocimiento. Después conversó con nosotros Alberto Fernández que convocó a la unidad para enfrentar al gobierno, y coincidimos que ese tiene que ser el camino. Pero también sabemos que la clase política no tuvo un buen desempeño. Nosotros queremos que nos interpreten y decir con nuestras propias bocas lo que pensamos sobre lo que pasa”.
Finalmente Faggiani propuso que para la próxima reunión prevista en Neuquén, en septiembre, se garantice al movimiento obrero que podrá expresarse, “o no vamos a participar”.