Domingo 02 de octubre 2022

El fallo del TIP en el caso Junior Cabrera se conocerá mañana

Redacción 10/08/2022 - 00.26.hs

Mañana saldrá la sentencia del Tribunal de Impugnación Penal (TIP) en el caso de Carlos "Junior" Cabrera, condenado en primera instancia por los jueces Alejandra Ongaro, Carlos Bessi y el realicence Raúl Miguez Martín, a siete años de prisión efectiva, al dar por sentado que Emiliana Casal fue abusada sexualmente por el imputado, después de una fiesta el 12 de diciembre de 2020.

 

Tanto la querella, como la defensa, anunciaron al momento de la sentencia, que presentarían impugnaciones al fallo.

 

Los padres de Cabrera, le dijeron a LA ARENA que esperan que en el fallo del TIP, "realmente haya objetividad. Que la respuesta no sea la misma que dieron Ongaro, Bessi y Miguez, que la denunciante no pudo prestar consentimiento. Que me digan porqué no pudo prestar consentimiento, si según la médica que la atendió no tenía alcohol, no estaba drogada, no tenía golpes, ni rasgos defensivos ni de haber sido atacada, y tenia signos de haber mantenido una relación sexual normal. Ellos aducen del sueño, condenaron a mi hijo creyendo que ella podría haber estado dormida, sin ninguna prueba de eso. Espero que en este fallo del TIP no se repita lo mismo", enfatizó la madre de Cabrera, María Rosa Sayago.

 

Y agregó: "Antes pensaba que no te pueden arrebatar un hijo así, por una mentira. Creía que no pueden hacer esto, que no sentían el daño que causan, y ahora creo que si lo saben y lo disfrutan. En una de las marchas que nosotros hicimos estaba mi nieto de ocho años, y ellas compartieron la foto diciendo acá hay un futuro abusador o golpeador. Nosotros lo denunciamos a eso, y nos lo rechazaron".

 

"Desde el primer momento".

 

Sayago señaló que "a los jueces les molestó la defensa que nosotros hicimos de mi hijo, al que no le vamos a soltar la mano, porque estamos convencidos que es inocente. Y así lo muestra el expediente. Si ella hubiese contado la historia de otra manera, me viese hecho dudar, pero ella mintió desde el primer momento. Mi hijo no dañó a nadie, le están arruinando la vida con mentiras. Si el hubiese hacho lo que dicen yo hubiese sido la primera en ir a pedir perdón, pero ella miente desde el primer momento".

 

Carlos Cabrera, padre de Junior, añadió que "en el juicio Junior demostró su inocencia, y no lo quisieron mirar. La jueza dijo que fue por intuición, y ellos no pueden intuir. Se puede comprobar todas las mentiras de la denunciante, y eso no fue tenido en cuenta".

 

Contradicciones.

 

Sayago señaló que existe una gran cantidad de contradicciones en la declaración de Casal en Cámara Gesell, y la de sus propios testigos. "En un primer momento la denunciante dijo que no conocía a mi hijo, y después reconoció que entre ellos ya existía una relación previa, lo cual es innegable, porque hay muchas fotos, videos de ellos juntos. Además, los cuatro testigos de parte de la denunciante, que son tres familiares y una amiga, se contradicen entre si. Y ella misma, en su declaración en Cámara Gesell, se contradice en varias oportunidades", aseguró.

 

Y agregó que "lo que siento como mamá es que no estoy en contra de la denunciante, ni de su familia, estoy en contra de la justicia, porque una persona puede mentir, pero lo que no puede entender, y duele, es que un Poder Judicial avale esa mentira".

 

"A los padres los puedo entender, porque capaz que yo en un primer momento hubiese actuado de la misma manera, pero cuando empiezan a aparecer cosas de que mi hija estuvo en tal lado con él, que hizo tal cosa con él, que dejó a su hermana sola en una fiesta en Winifreda para venirse con él, que hacían fiestas juntos en la quinta de los padres de ellas, yo diría haber para, vamos a charlar y ver qué pasó acá, porque no es que están rompiendo un objeto, están arruinando la vida de una persona y de una familia", aseguró Sayago.

 

Cabrera, acotó que "lo que más indigna es que haya jueces que se declaren amigos de la familia de ella, y terminen juzgando a mi hijo, y lo condenen, para mí sin leer todo el expediente. Entiendo que los jueces fallaron por amiguismo, por presiones externas, y no por todo lo que está en el expediente".

 

"Hubo jueces que se excusaron de actuar por ser amigos de la familia, y de ellos se apartó a uno solo, el resto no. Mi hijo fue enjuiciado por los amigos de la familia de la denunciante. Creo que se quisieron bajar de la causa porque sabían que iban a fallar sin pruebas suficientes, porque con todas las pruebas sobre la mesa, y sin lugar a las dudas, fallaban directamente, sin querer bajarse", señaló, y agregó que "a ella le dieron la posibilidad de declarar en Cámara Gesell para resguardarla, dos meses después, cuando ella al otro día de hacer la denuncia salió en todos los medios".

 

"De cacería".

 

Por otra parte, la mujer indicó que "el abogado querellante dijo en el juicio que esa noche Junior salió de cacería a ver que se encontraba, y los mensajes muestran que las que contactaron a mi hijo para verse esa noche fueron la denunciante y su hermana. Y se fueron todas las personas que estaban en la casa de mi hijo, menos ellas dos, ellas se quedaron".

 

El padre acotó que "además son gente preparada, universitaria, que estaban viviendo en una ciudad como La Plata, mucho más grande que ésta, y mi hijo es menor que ellas. Al lado de ellas, mi hijo es un ignorante. Es mentira que ellas no sabían dónde estaban, es mentira que se fueron en taxi, porque qué mejor prueba que esa, si el primer contacto con alguien externo fue con el taxista, nunca dijeron qué taxista fue el que las buscó, y la justicia tampoco permitió que buscáramos el taxi para tener el testimonio del supuesto taxista. Buscamos en todas las estaciones de taxi, y no hubo nada, entonces por eso creemos que es algo que no existió".

 

Finalmente, indicaron que "el querellante pidió un informe pericial de todas las desviaciones que podría llegar a tener Junior, trastornos, inseguridades, intolerancias. Todo le salió negativo, no hubo nada que diera un perfil psiquiátrico de un abusador. Incluso al doctor Camilo Muñoz, perito que realizó los exámenes, cuando la defensora le preguntó en el juicio si Cabrera podría haber cometido este acto, él dijo que no, y ahí se levantaron a decir que no había lugar para esa pregunta. Pero él ya había respondido que no".

 

"Como dijo mi hijo, 28 testigos mintieron para los jueces, entre ellos los distintos peritos, la única que dijo la verdad fue ella. Se comprobó que no se borró nada del teléfono, están todas las charlas, los chats. Las pericias psiquiátricas le dan a favor a Junior, queremos saber en qué se basó la justicia para condenarlo", concluyeron.

 

' '

¿Querés recibir notificaciones de alertas?