Una masiva movilización por Lucio

Redacción 04/12/2021 - 00.28.hs

Al grito de "Lucio presente", miles de personas se movilizaron la noche de ayer para pedir justicia por el niño de 5 años brutalmente asesinado. "Encendamos una vela y soltemos un globo blanco al cielo", había sido la consigna que difundió el papá de Lucio, Cristian Dupuy.

 

Miles de vecinos y vecinas, familias enteras con sus hijos e hijas, se acercaron cerca de las 21 a la Plaza San Martín en Santa Rosa. A diferencia del domingo pasado, que la marcha derivó en graves incidentes en la Seccional Sexta, esta vez todos llegaron en silencio y participaron de forma pacífica; algunos con carteles, otros con velas y globos blancos. Se reunieron alrededor del mástil sobre la Avenida San Martín, frente a la comuna local.

 

Un hombre fue quien tomó la palabra inicial y contó su iniciativa: realizó calcomanías en blanco y negro, con la cara de un bebé, un lazo negro y las leyendas "Justicia por Lucio Abel Dupuy" y "Todos somos Lucio". Las entregó una por una a todos los manifestantes, de forma gratuita, "para que nunca se pierda la causa", quienes celebraron la acción y, con una contundente aplaudida, comenzaron a gritar "Justicia" y "Lucio presente, ahora y siempre" y "Los chicos no se tocan".

 

Mientras tanto, en un parlante se reprodujeron los audios de los videos de Lucio junto a su abuelo Ramón, que se hicieron virales en las redes sociales. Los asistentes se acercaron al mástil para prender las velas y colocarlas sobre el monumento. A su vez pegaron carteles y dibujos que le realizaron los más pequeños.

 

Velas y globos blancos.

 

Bajo un silencio rotundo, lanzaron los globos blancos con helio al cielo, los cuales se elevaron bien alto, situación que se convirtió en uno de los momentos más emotivos del encuentro. Cerca de las 22 comenzó una llovizna que provocó que muchos se retiren del lugar pero otra larga fila de hombres, mujeres, niños, niñas y adolescentes marcharon hacia la rotonda del Centro Cívico.

 

La movilización masiva fue replicada en General Pico, encabezada por el padre del menor, Cristian Dupuy, la abuela, el abuelo, allegados y más de 3 mil personas que acompañaron a los familiares. Además, hubo concentraciones en distintas plazas de nuestra provincia y en el resto del país. En la casa donde vivía el niño, vecinos y vecinas del barrio colocaron globos blancos y carteles sobre las vallas que cubren la vivienda.

 

Crimen e incidentes.

 

El homicidio de Lucio ocurrió el viernes pasado en un departamento situado sobre la calle Allan Kardec al 2300 de Santa Rosa. Hoy, a una semana, el lugar sigue vallado y con constante presencia policial.

 

Según la investigación preliminar, el niño perdió la vida por los golpes y abusos causados de manera reiterada. Por los hechos se encuentran formalizadas y detenidas su madre, Magdalena Espósito, y su novia, Abigail Páez, quienes fueron trasladadas el domingo a la noche al penal de San Luis a raíz de los graves incidentes ocurridos tanto en la Seccional Sexta, donde estaban alojadas, como en un sector del barrio Atuel, cerca de su casa.

 

Piquenses pidieron justicia por Lucio.

 

Una multitud marchó anoche por las calles del microcentro piquense, para pedir justicia por Lucio Dupuy, el pequeño niño de apenas cinco años, que hace una semana fue asesinado en la capital provincial. Por el hecho están imputadas la madre del menor, Magdalena Espósito Valenti, y la pareja de ella, Abigail Páez. Ambas pertenecen detenidas en la provincia de San Luis. La manifestación se llevó a cabo de manera totalmente pacífica.

 

Más de 3000 vecinas y vecinos de la ciudad, marcaron ayer por las calles de la ciudad. Previo a ello, se concentraron en la Plaza San Martín.

 

La movilización la encabezó Christian Dupuy, el padre de Lucio, quien estuvo acompañado por su pareja, sus padres, sus hermanos y demás familiares, allegados y amigos. La familia llegó hasta la Plaza San Martín, donde a partir de las 21, comenzó a llegar más y más gente. En el lugar, se concentró una multitud, que llevó velas encendidas y globos blancos, para hacer después una suelta en la Avenida San Martín.

 

Desde allí la multitud marchó hasta el centro de la ciudad y se detuvo en la Plaza Seca, donde se escucharon algunas pocas palabras de Ramón Dupuy, el abuelo paterno del menor. Luego, las miles de personas que acompañaron a la familia, se desconcentraron, ya pasadas las 22.

 

Pese a las adversas condiciones climáticas y a la amenaza de lluvia constante, la ciudad volvió a acompañar a la familia del pequeño.

 

El domingo pasado, ya hubo una marcha multitudinaria, en la cual miles de personas se concentraron en la Plaza y luego marcharon hacia la Comisaría y hacia Tribunales. El lunes al mediodía, la familia del menor, apenas algunos minutos después del sepelio, se manifestaron en Tribunales para pedir explicaciones.

 

' '

¿Querés recibir notificaciones de alertas?