Miércoles 15 de mayo 2024

Con récord bajo la lluvia

Redacción 15/04/2024 - 00.03.hs

El mendocino Ignacio "Nacho" Erario finalizó totalmente extenuado su participación en la maratón A Pampa Traviesa. Luego de cruzar la meta antes que el resto, permaneció unos segundos tirado en el asfalto de la Avenida San Martín, y cuando se reincorporó lo hizo mostrando dos caras totalmente opuestas: una que sonreía, por el triunfo con récord de circuito incluido, y otra que se lamentaba porque la marca no le alcanzaba para conseguir un lugar en los Juegos Olímpicos de París.

 

"Pensaba hacer mucho menos", fueron las primeras palabras del atleta cuyano, quien se lamentó porque en la segunda vuelta al circuito comenzaron a pesarle las diferentes circunstancias de la carrera: la lluvia, los charcos, la soledad...

 

"En la primera vuelta marqué la marca mínima olímpica y la mantuve hasta el kilómetros 23 o 24, pero después se me hizo cuesta arriba. Pero bueno, es el primer maratón que termino, en una buena marca (2.12.54), corriendo solo y en un clima así, empapado, con charcos... Podía pasar, no logré la marca, pero al menos contento de ser campeón nacional con récord del circuito", reflexionó el ganador.

 

En el mismo sentido, Erario explicó que el abandono temprano de Joaquín Arbe, el otro gran candidato a pelear por la carrera y la marca para París, también lo condicionó. "Aunque quedé solo, lo salí a buscar igual, a buscar la mínima sin importar las condiciones. Me sentía bien hasta pasada la mitad de carrera, pero me empezó a pesar y pasando los 30 se me fueron los parciales. Tenía el viento en contra, el agua, me patinaba y en el retome de las curvas era una lucha contra mi cabeza. Pero no iba a abandonar aunque estuviera acalambrado. Si bien no salió, lo di todo y lo intenté", insistió.

 

Además, el mendocino confió que había pasado "una semana difícil" por cuestiones de salud y que por el presupuesto no pudo hacer el entrenamiento en altura, pero aclaró que llegó igualmente "con confianza y fuerza para salir a buscar la marca; pero el deporte es así y no salió. Es parte del camino y del aprendizaje".

 

Por otra parte, Erario dijo que le dedicaba el triunfo a su familia, que está a punto de agrandarse. "Es para mi novia; estamos esperando un hijo y va dedicado a él. Llegué acá con la intención de darle una alegría; no se pudo dar la marca, pero sí ser ganador", remarcó. "Mi novia me banca todo el tiempo; no es fácil estar con un atleta de elite, que entrena de mañana y de tarde...", valoró.

 

Finalmente, con París 2024 descartado y con la maratón de Buenos Aires y el Sudamericano en la mira, Erario dijo que ahora aspira a clasificar al Mundial 2025 de Tokio para cumplir su sueño de correr en el exterior. "Ya está. Fue campeonato nacional y récord del circuito, pero uno siempre aspira a más", cerró.

 

'
'

¿Querés recibir notificaciones de alertas?