Viernes 05 de agosto 2022

El plan de APE para aplanar los picos de consumo

Redacción 15/01/2022 - 00.22.hs

La utilización racional y responsable de energía eléctrica es un aspecto que surge en épocas como esta, donde las altas temperaturas ocasionan una importante demanda. Para avanzar en esa problemática es que La Pampa incluyó en la flamante Ley de Desarrollo Energético herramientas para avanzar en la "gestión de la demanda", herramienta a través de la cual permitirá conocer en detalle los consumos y planificar de manera más eficiente la entrega de potencia.

 

El concepto de "gestión de la demanda" apunta a tener "una previsión -con cierto margen de error- de cuál va a ser el consumo que se va a dar de un día para el otro. Para ello, hace falta conocer bien el sistema y que cada uno de los actores sepa qué consumo va a tener", explicaron desde la Administración Provincial de Energía (APE) ante la consulta de LA ARENA. La idea principal, afirmaron, es "lograr una curva lo más plana posible, achatando los picos de consumo al llenar los valles", que son los espacios donde la demanda es notablemente menor.

 

En ese caso, cada cooperativa debe poder estimar "qué consumo van a tener los usuarios residenciales, los comerciales y los industriales. Dentro de los industriales principalmente los 'grandes usuarios', que son aquellos que tienen más de 300 kilowatts declarados". Para graficar un escenario, señalaron que no es lo mismo diseñar una red para que los tres ingresen al mismo tiempo a que con "un tercio de la instalación le suministres a uno a la mañana, otro a la tarde y el restante a la noche".

 

Picos y valles.

 

En cada provincia los horarios de los picos y los valles de consumo es diferente. Lo que se observa en La Pampa es que el valle se registra durante la madrugada y con las primeras horas de la mañana empieza a subir la curva con el inicio de las actividades.

 

De esta manera, los registros indican que los picos en nuestra provincia ocurren al mediodía, entre las 14 y las 18 horas. "Vuelve a subir cuando la gente vuelve a la casa, alrededor de las 21, que es el horario en el que se encienden televisores, luces y, si aún hace calor, el aire acondicionado", explicaron.

 

Gestionar esta demanda también implica que cada usuario residencial "declare la potencia que necesita. En función de eso, con un medidor inteligente podes lograr que esa persona no supere la demanda que declaró" y no consuma más allá de ese límite, que podría resentir el sistema.

 

Esto derivaría en una modificación de la tarifa. "Aquellos que, por ejemplo, tienen un aire acondicionado o ninguno no tienen por qué pagar las inversiones de otro que tiene cinco", manifestaron en alusión a lo que ocurre en el verano. "A una persona le deberían cobrar una potencia y a la otra, otra potencia", remarcaron.

 

De esta manera, cuando se logre medir los picos y los valles, que serían "los momentos clave de la potencia, el mismo cuadro tarifario va a poder dar señales de incentivos para consumir en el valle. Va a tener una tarifa diferenciada, porque ahora se mide en una tarifa plana y el usuario paga lo mismo si consume a las doce del mediodía o a las tres de la mañana".

 

Incluido en la ley.

 

La nueva ley de Desarrollo Energético que impulsó el gobernador Sergio Ziliotto tiene previsto avanzar en este sentido. "En la ley nueva se crea un Mercado Local de Energía Eléctrica, que incluye esto. Como se apunta a la generación, cuando haya un usuario productor de energía, con su medidor bidireccional e inteligente se va a poder saber si está inyectando, cómo se mueven los consumos, entre otras cosas".

 

Las fuentes consultadas aclararon que la renovación se estima que se dará gradualmente "a mediano y largo plazo" debido a que para que eso se concrete "cada usuario generador va a tener un medidor inteligente". Para eso la tecnología ya se encuentra disponible, se sumen o no las personas a la generación distribuida. "A partir de un momento, así como los medidores pasaron de ser analógicos a digitales, de la misma manera ahora todos los medidores van a venir inteligentes. La propia tecnología te va a llevando a esa renovación. A medida que va avanzando y los desarrollos se van dando, es natural el recambio", sostuvieron.

 

Medidores inteligentes.

 

La "gestión de la demanda" ya está previsto en la nueva ley. En ese sentido, revelaron que la APE y la Secretaría de Energía tienen "encaminada la compra de medidores inteligentes para todos los puntos donde se entrega energía a cada concesionaria. La idea es saber cuál es la curva característica de demanda de cada una de ellas y en función de eso tomar decisiones o informarle a la concesionaria dónde están sus picos, sus valles, ir trabajando en conjunto".

 

El objetivo de este plan trazado es poder gestionar las redes existentes "para que sean lo más eficientes posibles. Trabajando con la demanda, se podría posponer la entrada en servicio de un nuevo transformador o una repotenciación de una subestación, tanto desde APE hacia las cooperativas como desde estas hacia sus usuarios".

 

Los medidores inteligentes, que se instalarán en todas las estaciones transformadoras de APE donde se entrega energía a las cooperativas, está acompañado de un software de gestión. Esto permite "tomar todos los datos y observar la carga de una concesionaria con todos sus alimentadores, ver en tiempo real el consumo y prever alguna maniobra".

 

Esto permitirá una mejor planificación. De todas maneras, aclararon, se "tiene que acompañar con las inversiones del Gobierno provincial y las propias cooperativas".

 

El ejemplo de Macachín.

 

Las fuentes consultadas ejemplificaron los beneficios de avanzar en la gestión de la demanda con un caso en particular: Macachín. Esta semana, previendo que iba a registrarse un pico en el consumo por las altas temperaturas aunque con fecha incierta, el lunes las autoridades de APE se comunicaron con las de la cooperativa de dicha calidad. "Se les comentó que el año pasado hubo algunos picos que no se pudieron absorber con el transformador de la Estación de Macachín porque no se gestionaron bien las cargas", comentaron y reconocieron que en aquel entonces se podrían "haber hecho algunos corrimientos de demanda y no se hizo".

 

Por estos motivos, para esta semana se le pidió a la entidad solidaria que se comunique con los tres grandes consumidores industriales a los que abastece para que "se corran del pico. Las empresas lo aceptaron primero por una cuestión social y solidaria. Eso hay que destacarlo, tanto la cooperativa que se puso al frente de la maniobra y los grandes usuarios que entendieron que era una necesidad social".

 

El objetivo de APE no era que moderen el consumo ni que dejen de producir, sino que lo hagan "fuera de los horarios picos". Esto se logró gracias a que se gestionó la demanda al conocer qué potencia iban a consumir. "Es una prueba que salió bien, lo mismo que en Miguel Riglos y General San Martin y Bernasconi donde hay un grandes usuarios", resaltaron y remarcaron que el objetivo fue "tener el mismo consumo, pero en otro momento".

 

Todo lo contrario ocurrió ayer en General Acha, donde el principal gran usuario de la Cosega no acepto hacer el corrimiento de su demanda y alrededor de las 15 se tuvo que recortar el suministro dado que se ponía en riesgo el transformador de potencia de la Estación trasformadora de 132kV de la localidad, que abastece todo el sur pampeano. El servicio se pudo reestablecer a las 19, cuando la demanda lo permitió. En definitiva, con la negativa se siguió adelante en el consumo, pero el propio sistema lo limitó, como había sido adelantado en el pedido por parte del Centro de Control Principal. Esta situación solo produjo inconvenientes operativos tanto para el usuario, la cooperativa y la distribuidora.

 

' '

¿Querés recibir notificaciones de alertas?