Miércoles 12 de junio 2024

“No supe llevar bien la negociación”

En ningún momento del acto de ayer se hizo mención al conflicto de los trabajadores de la Dirección Provincial de Rentas con el ahora ex ministro Ernesto Franco. Sin embargo, este último no titubeó al afirmar que esa fue la razón de su alejamiento del cargo que ocupó durante 21 años en distintas gestiones del peronismo.

 

“No supe llevar bien la negociación con Rentas, no lo supe hacer evidentemente. Está demostrado que el gobernador lideró la negociación con éxito. Y bueno, son etapas que se cumplen”, respondió a los periodistas que le preguntaron por qué renunciaba. Fue apenas terminado el acto de jura de su sucesor, Guido Bísterfeld, en el salón de actos del edificio de la Dirección Provincial de Vialidad (DPV), ubicado en avenida Spinetto y Buenos Aires, en la capital provincial.

 

-¿Su renuncia es exclusivamente por el conflicto de Rentas?

 

-Principalmente por el conflicto de Rentas y una situación personal de muchos años, hace más de 21 años que soy ministro, el desgaste es muy grande, el cargo es muy grande, por supuesto que gracias a Dios tenemos un equipo tan grande, que se ha formado, y lo acaba de confirmar el gobernador que va a seguir y fue casi una condición para que Guido aceptara.

 

-¿Usted está de acuerdo con la solución a la que se arribó para finalizar el conflicto o ese es el motivo por el que se va?

 

-Creo que ahora tenemos que hablar del que viene, que es una persona muy capacitada, de muchos años en la administración. Recuerdo que cuando creamos el Cepip fue el primer organizador, así que es alguien que evidentemente nos va a servir, va a seguir. Ahora tendré que apoyar al peronismo desde otro lugar, desde otra función, y tener un poco más de tiempo para mí y para mi familia.

 

-¿En qué consiste esa nueva función?

 

-Apoyar como militante y seguir apoyando a la provincia como vicepresidente de la Comisión Federal de Impuestos, porque soy el vicepresidente, tanto en el período anterior como en este también. Esta posibilidad no la dejamos vacante porque si renunciaba se perdía la vicepresidencia. Así que es un organismo importante, porque es justamente el que controla la coparticipación nacional, que representan las dos terceras partes de los recursos provinciales. Así que seguiremos con eso.

 

-¿Qué tuvo de particular este conflicto con Rentas que lo lleva a tomar esta decisión? En todos estos años usted se ha enfrentado a otros momentos críticos en la administración pública.

 

-La diferencia está en una cuestión de honor, dicho entre comillas, y tener una red de contención que es haber cumplido en enero los 35 años de aportes y poder jubilarme. Esta es la realidad. Hay también un desgaste natural en cualquier función pública y lo mío ya era realmente muy arduo, desde lo personal y me parece que era oportuno el momento del cambio. El miércoles pasado, cuando le presenté la renuncia, como bien dijo el gobernador, dilató su decisión, tratando de convencerme para que me quedara, pero evidentemente, así como la había presentado era indeclinable y gracias a Dios la ha aceptado ahora y la posta la toma Guido, que es una persona con mucha capacidad y con un equipo muy fuerte.

 

-La oposición había pedido su renuncia. ¿También la pidieron los gremios?

 

-La oposición no, alguien que quería ser candidato para reemplazar a Di Nápoli pero perdió (NdR: refiere al diputado provincial del PRO Martín Ardohain).

 

-¿Era necesaria una renuncia faltando tan poco para las elecciones y la finalización de este gobierno?

 

-En lo personal sí. Yo creo que puedo apoyar al peronismo en la elección desde otro lado.

 

-¿Fue la primera vez que le presentó la renuncia a Ziliotto?

 

-Es la primera.

 

-¿Le duele dejar el cargo?

 

-No, no. Hay unos sentimientos encontrados, por supuesto, pero estoy tranquilo.

 

'
'

¿Querés recibir notificaciones de alertas?