Festejo de Canapino

Redacción 29/11/2021 - 02.09.hs

En una definición dramática y apasionante, el arrecifeño Agustín Canapino, con Chevrolet Cruze, se coronó ayer campeón del Súper TC2000 por segunda vez, al clasificarse en el tercer puesto de la última carrera de la temporada, que ganó el mendocino Julián Santero (Toyota Corolla) en el autódromo porteño Oscar y Juan Gálvez.

 

El tandilense Leonel Pernía, con Renault Fluence, finalizó en el segundo escalón del podio de la carrera, debajo de Santero, y fue subcampeón, sin poder repetir la consagración experimentada en 2019.

 

El quilmeño Damián Fineschi (Fluence) y el santafesino Facundo Ardusso (Honda) completaron los cinco primeros lugares de la prueba, celebrada a 40 minutos y una vuelta al circuito N° 9 de 3.353 metros de extensión.

 

La carrera, disputada bajo una intensa lluvia, tuvo sobrepasos continuos y reacomodamientos en los primeros lugares, lo que mantuvo en suspenso hasta el final la definición del campeonato que finalmente tuvo al mismo vencedor de la edición 2016.

 

El "Gran Premio Canestrari" tuvo una definición apasionante e incluyó un toque entre los dos contendientes en el inicio de la carrera, cuando Canapino y Pernía perdieron lugares tras un roce.

 

El "Titán" quedó tercero y el "Tanito" sexto por detrás de Llaver, por lo que tuvo que recurrir al "Push to Pass" en plena recta para sobrepasarlo y llegar al cuarto puesto.

 

A 8 minutos para el cierre, Pernía doblegó a Fineschi y avanzó al tercer lugar, mientras que un giro después, el "Tanito" superó en una ajustada maniobra a Canapino y era el flamante segundo.

 

Pero la victoria para Santero no se complicó y tampoco el tercer puesto para Canapino, que volvió a tener una emotiva celebración llorando sobre su automóvil y en recuerdo de su padre, quien falleció esta temporada por coronavirus.

 

Desde ayer, Canapino es uno de los cuatro campeones de la categoría con dos títulos junto con Matías Rossi (2013 y 2020), Néstor Girolami (2014 y 2015) y Facundo Ardusso (2017 y 2018). En tanto, José María "Pechito" López (2012) y Pernía (2019) se consagraron en una ocasión.

 

"La adrenalina que sentí hoy no la había sentido nunca en mi vida. Pensé que la definición del TC de 2017 era insuperable pero hoy lo superé", admitió Canapino, cuatro veces campeón de esa popular división.

 

"Gracias a mi viejo, a Chevrolet y a Pro Racing por haber confiado. Parece que si no se sufre no vale. Les quiero agradecer a mi familia, a los que me acompañaron este año tan duro, a mi hermano que lo hice trabajar un montón desde que murió papá porque me había quedado sin ingeniero que era Guillermo Cruzzetti y él pasó a ser director técnico", dijo en los micrófonos de Carburando.

 

Barrio.

 

En TC2000 se impuso el nuevo campeón, el pinamarense Jorge Barrio (Fluence), escoltado por el chileno Javier Scuncio Moro (Citroën), y el cordobés Facundo Marques (Fluence), que se quedó con el subcampeonato. (Télam)

 

' '

¿Querés recibir notificaciones de alertas?