Jueves 18 de abril 2024

Constructoras pampeanas analizan dejar el rubro

Redacción 03/04/2024 - 00.10.hs

Las empresas constructoras esperan con ansias que la Legislatura pampeana salga de la parálisis, por el conflicto en la integración de las comisiones, y apruebe el proyecto de ley que garantiza la continuidad de la obra pública con financiamiento propuesto por el gobierno de Sergio Ziliotto.

 

La construcción refleja hoy un panorama oscuro por el derrumbe de la actividad a partir de la decisión de la Casa Rosada de desfinanciar las obras proyectadas para llegar al “déficit” cero. En La Pampa, hay 69 obras paralizadas.

 

En este contexto, hay cinco empresas pequeñas pampeanas que ya cerraron sus puertas, según un informe del Instituto de Estadística y Registro de la Construcción (Ieric) que muestra las altas y bajas en el sector de las empresas y empleados de la construcción.

 

El informe privado indica que hay una “una marcada aceleración del ritmo de caída en el número de empleadores”, que llevó en febrero al cierre de 163 empresas contratistas.

 

En el interanual, febrero registra tres empresas menos en La Pampa, pasando de 195 a 192. Sin embargo, las estadísticas del organismo revelan que en enero había 197 firmas en actividad y en febrero cayeron a 192, lo que implica cinco empresas menos de un mes a otro.

 

¿Se retiran?

 

De las denominadas “grandes” o “medianas” empresas de la provincia, nucleadas en la Cámara de la Construcción, por ahora no cerró ninguna. Sin embargo, algunas de las “medianas” están pensando en “retirarse” de la construcción, ya que tienen otra actividad.

 

Esta situación se relaciona con la falta de financiamiento y la demora en los pagos de las obras. “Hay empresas que están bastante complicadas financieramente, y su destino va a depender de lo que pase con el tema de la ley provincial y que se pueda activar este año”, afirmó Adrián Pérez Habiaga, presidente de la Cámara de la Construcción.

 

En rigor, los empresarios están esperando el tratamiento del proyecto de ley que envió el gobernador Sergio Ziliotto a la Cámara de Diputados para declarar la emergencia en la obra pública de La Pampa, también denominada “el salvataje de la obra pública”, con recursos provinciales.

 

“Hay empresas más chicas, que como muchas veces ha sucedido cierran por un periodo porque no están comprometidas económicamente, entonces se dedican a otra cosa, y seguramente esto va a suceder”, agregó el empresario.

 

En este contexto, las empresas con mayor capacidad operatoria y de personal, están pasando un momento complejo. Son las más tradicionales en el rubro de La Pampa. La situación económica las lleva al límite y aunque ninguna cerró, “sí hay una empresa importante que tiene otra actividad y según comentarios, está pensando en dejar la actividad por la irregularidad. Piensan dedicarse más a otro rubro”, amplió Pérez Habiaga.

 

El golpe se sintió con fuerza en la mano de obra contratada registrada, que llegó a los 372.311 puestos, 23.976 menos que en enero. En La Pampa, según datos de la Cámara de la Construcción local y del gremio de la Uocra, son más de 700 los trabajadores despedidos desde enero.

 

En la provincia, Nación dejó de financiar desde diciembre distintas obras como la construcción de los programas de viviendas Procrear y Casa Propia, en Santa Rosa, General Pico, Toay, Eduardo Castex, Luiggi, entre otras localidades. Son más de mil viviendas que estaban en construcción y ahora están paralizadas.

 

Empresas.

 

Según el Ierac, la caída en el número de empresas activas fue del 2,3% en febrero, porcentaje muy superior al de enero cuando las 21.313 empresas que operaban expresaron una disminución del 0,7%, respecto de diciembre de 2023.

 

El dato de febrero es tan significativo que supera incluso el dato de febrero de 2021, cuando los números de la actividad estaban afectados por la pandemia de Covid-19.

 

En las grandes jurisdicciones del país la caída del número de empresas llegó al 3,6%. El número de empresas operativas cayó en 13 jurisdicciones del país.

 

El informe del Ieric reportó también caída del consumo de cemento del 23,5% respecto a febrero de 2023, el derrumbe es el más pronunciado desde abril de 2016. Los permisos para construir otorgados fueron 3.998, un 9,6% menos que en febrero del año pasado.

 

' '

¿Querés recibir notificaciones de alertas?