Domingo 07 de agosto 2022

Detenido negó haber tirado el piedrazo

Redacción 01/07/2022 - 10.03.hs

Uno de los tres detenidos por el homicidio del camionero Guillermo Jara, quien murió apedreado en la cabeza tras ser perseguido y atacado por transportistas luego de eludir un piquete cerca de la ciudad bonaerense de Daireaux, negó haber arrojado el piedrazo, mientras que los otros dos se negaron a declarar frente al fiscal, informaron fuentes judiciales.

 

Federico Javier Fernández (34) fue el único de los tres acusados que declaró y contestó preguntas al ser indagado este jueves en la fiscalía de Trenque Lauquen, aunque, según reveló su abogado, Pedro Goldenberg, se desvinculó del ataque al afirmar que sólo iba de "acompañante" en la camioneta desde donde partió el proyectil.

 

En tanto, Darío Javier Martín (46) y Fabián Paredes (44) se negaron a declarar ante el fiscal Fabio Arcomano bajo la imputación de "homicidio simple", que prevé una pena de 8 a 25 años de prisión.

 

Fuentes judiciales indicaron a la agencia Télam que las indagatorias comenzaron pasadas las 9 en la sede judicial de la fiscalía 6 de Trenque Lauquen. En tanto, este miércoles se realizó la pericia al celular de la víctima para establecer si filmó parte o la totalidad de la persecución.

 

"No es del todo contundente el video; estamos analizando aún. Hay muchos videos", informó el fiscal Arcomano.

 

En declaraciones periodísticas, el fiscal de la causa calificó el hecho que terminó en la muerte de Jara como "una decisión de dos o tres imbéciles", y agregó que los detenidos son personas relacionadas con el transporte.

 

Por su parte, fuentes de la investigación revelaron que la autopsia concluyó que la muerte de Jara fue producto de un "shock neurogénico, lesión de centros nerviosos vitales y traumatismo grave de cráneo por pérdida de masa encefálica".

 

Persecución y "misil".

 

El hecho ocurrió el lunes pasado, cuando la víctima, oriunda de General Rodríguez, circulaba por la ruta provincial 65 a bordo de un camión y detuvo la marcha a la altura de uno de los piquetes de transportistas que reclamaban por la falta de gasoil.

 

Según determinaron los pesquisas en base a la declaración de testigos, Jara intentó continuar su camino, lo que motivó una discusión con los manifestantes.

 

Algunos testigos presenciales dijeron que en ese momento se originó una pelea, en la que varios manifestantes golpearon y arrancaron la ropa del camionero, quien de todas formas logró ascender nuevamente al camión.

 

Jara huyó del lugar, pero fue perseguido por tres vehículos, y uno de los cuales -una camioneta en la que viajaban los tres imputados-, lo sobrepasó, dobló en U, y lo cruzó en sentido contrario. Según la investigación, desde la caja de esa camioneta le arrojaron a Jara un cascote que, según dijo el fiscal, a modo de "misil" y a una velocidad calculada en 150 kilómetros por hora, perforó el parabrisas del camión e impactó en la sien izquierda de la víctima, quien perdió el conocimiento, el control del camión, se accidentó y posteriormente murió. Los restos de Jara fueron velados el miércoles en General Rodríguez e inhumados ayer en el cementerio local.

 

' '

¿Querés recibir notificaciones de alertas?