Miércoles 07 de diciembre 2022

No solo Santa Rosa está en deuda

Redacción 05/10/2022 - 08.01.hs

El fuerte debate que se instaló en el municipio santarroseño por el reclamo de los denominados "explanes" de empleo tiene varias aristas que no pueden dejar de considerarse. En principio corresponde decir que la antigüedad de esos trabajadores, que no se les reconoció al momento de ser efectivizados, es un derecho laboral que la comuna les adeuda. Como eso ocurrió en el año 2007, es evidente que fueron varias las administraciones -dos peronistas y dos radicales para ser más precisos- que no asumieron el cumplimiento de la normativa que hoy se exige. Este punto es el que, con razón, molesta a la actual gestión y motiva su queja porque ahora le cayó en sus manos la demanda que no respondieron sus antecesoras. Aunque también es cierto que nunca como ahora se había levantado tan fuerte la voz por esta cuestión que está movilizando a quienes durante mucho tiempo trabajaron con un vínculo precario con el municipio.

 

Dicho esto también debe decirse que el enfrentamiento ha escalado a niveles de alta tensión, como si no hubieran sido suficientes los esfuerzos por canalizarlo por senderos más amigables. Nadie gana con la intensificación de la pirotecnia verbal en el arduo camino de buscar la solución para los legítimos reclamos de los trabajadores.

 

De paso, digamos que este problema es una herencia de la ominosa década de Menem y De la Rúa que gobernaron con la receta neoliberal en la mano y dejaron un país con 54% de pobres, 25% de desempleados y una deuda externa monstruosa. Los demandantes de hoy son las víctimas de ayer que se cayeron sin red y solo el Estado estuvo para contenerlos. Este punto merece un comentario aparte porque muchas de las empresas que hoy tienen ganancias fabulosas y aún así atacan sin descanso el "intervencionismo estatal", eran ayer algunas de las que más contribuían con los despidos masivos a generar la mano de obra disponible que, en todo el país, terminaría convirtiéndose en los "planes", una palabra contaminada por una enorme carga de prejuicios que llega hasta nuestros días.

 

Pero el problema que hoy hace mucho ruido en Santa Rosa no se agota aquí. El reclamo hizo punta en la capital, y está amplificado por las tensiones políticas locales que involucran a sectores partidarios y sindicales, pero por el momento nada se ha dicho acerca de que el mismo problema afecta a "explanes" del resto de los municipios pampeanos como también de la administración provincial. Un reclamo de esta naturaleza, legítimo, como se dijo, ¿se va a circunscribir únicamente a una sola comuna cuando afecta a todas y también a la Provincia? El planteo tiene un contenido legal, sin dudas, pero también político. Así como se señaló que las anteriores administraciones santarroseñas no fueron demandadas con el alto nivel de exigencia que hoy se observa, también llama la atención que la movilización se sienta únicamente en Santa Rosa.

 

No es un problema menor y no son menores los recursos económicos necesarios para arribar a un final feliz que cierre definitivamente esta deuda. Pero la respuesta no puede esperarse únicamente de la comuna capitalina.

 

' '

¿Querés recibir notificaciones de alertas?