Sabado 18 de mayo 2024

Humanizar la medicina a través del arte y la reflexología

Redacción 13/05/2018 - 18.49.hs

La Fundación "Donde quiero estar" acaba de cumplir un año de trabajo en territorio pampeano y su coordinadora local, Paula Rudolff, dialogó con LA ARENA para detallar la importante tarea que desarrollan en pos de mejorar una parte del estado emocional de los pacientes oncológicos.

 

Paula dijo que la fundación nació en Buenos Aires a raíz de Victoria Viel, cuyo hijo perdió la vida a los 17 años por un tumor cerebral. "Luego de su muerte, Vicky desarrolla un programa para acompañar a embarazadas de alto riesgo en el hospital de Clínicas ´José de San Martín´. Al querer presentarlo se equivoca de piso y en vez de dejarlo en Maternidad lo deja en Salud Mental", evocó la joven.

 

Esa circunstancia fortuita hizo que a Victoria la convocaran para trabajar en el espacio de la sala de quimioterapia donde comenzó dando clases de gimnasia, sesiones de fotografía y reflexología. Más tarde se sumó su hija, María, que es artista plástica y así nació el taller de pintura que se lleva a par del proceso de quimioterapia que atraviesan los pacientes.

 

"Hoy el trabajo se ha replicado en 18 hospitales del país", informó entusiasmada Paula, quien se enteró de esta iniciativa por las redes sociales y como ella también es artista se sintió interrogada por esta propuesta. Se contactó con Victoria, un día se reunieron en Buenos Aires y luego tomó la "difícil pero acertada" decisión de hacerse cargo de establecer el proyecto en La Pampa.

 

"El objetivo de la Fundación es acompañar a los pacientes oncológicos colaborando a mejorar su calidad de vida, ayudando a que el mismo transite cada sesión de quimioterapia de la mejor manera posible, transformando la espera pasiva en una actividad compartida y creativa, brindando contención, información y estrategias para afrontar las distintas etapas de la enfermedad", detalló, al tiempo que especificó que estas metas se tratan de alcanzar a través del arte, la reflexología y la dinámica grupal.

 

El hospital "Lucio Molas" de Santa Rosa es el lugar donde llevan a cabo su labor solidaria. Tuvieron que sortear algunas "estructuras" cuando comenzaron el 4 de mayo de 2017, pero hoy trabajan en equipo con médicos y enfermeras.

 

"En nuestro primer año llegamos al corazón de muchos y nos regalaron muchas sonrisas. Además, pudimos viajar al concurso anual de arte que realiza la Fundación en el hotel Hilton. Viajamos con 5 pacientes y acompañantes, cada uno de ellos presentó una obra de arte y nos trajimos primer premio y mención de honor. ¿Qué más podemos pedir?", exclamó Paula sin poder contener su satisfacción por la experiencia.

 

Bruno Ibarra fue el que obtuvo el premio mayor en el concurso. Asimismo, Claudio Paini también vio recompensado su esfuerzo y pasión por el pincel ya que "pintó muchísimo durante el 2017 y cuando nos estaban premiando él justo estaba muy delicado de salud e internado en la clínica Fleni de Capital Federal".

 

"Con los compañeros de Claudio le llevamos su mención de honor a la clínica. Fue un momento muy especial. Un tiempo después Claudio falleció pero su hermana Sandra me contó que antes de partir pintó cuadros para todos sus amigos", rememoró Paula, para dar cuenta de las situaciones agridulces que deben atravesar no sólo los integrantes de la Fundación sino también pacientes y familiares.

 

Los resultados de las acciones que se llevan a cabo son reconocidas por los propios paciente quienes les reconocen a Paula y sus compañeros que se les pasa más rápido el tiempo. "Algunos hasta se quedan un ratito más pintando aún cuando ya terminaron su quimio", ejemplificó la mujer.

 

"Estas actividades hacen que el paciente no esté pendiente de la gotita que cae. Pinta, se relaja, se ríe, se emociona, charla, canta. Logramos que se haga el tratamiento pero de una forma más contenida. ´Donde quiero estar´ humaniza la medicina", aseguró la artista.

 

Aparte del arte, la reflexología y el trabajo grupal, la gente de la Fundación les ofrece dispositivos de realidad virtual a los pacientes para que tengan la idea de que están en un lugar mejor.

 

Y entonces Paula simplifica rotundamente el porqué del nombre de la organización: "Les ponemos videos que los relajen. La playa, el bosque; o les preguntamos qué les gustaría. A dónde les gustaría estar".

 

'
'

¿Querés recibir notificaciones de alertas?