Sabado 13 de agosto 2022

"Tenemos grandes desafíos, uno cultural y otro económico"

Redacción 28/06/2022 - 00.09.hs

(General Pico) - El recientemente reelecto presidente de la Asociación Italiana XX de Septiembre de General Pico, José Luis Angelucci, manifestó que la entidad tiene por delante importantes desafíos culturales y económicos. Los primeros, están referidos a la próxima edición del Festival de Cine; y los desafíos económicos, pasan por poder saldar las deudas que contrajo la institución en el último tiempo, en parte debido a las restricciones que les impuso la pandemia a las actividades de la entidad, y por otra parte, a raíz de la deuda contraída en la construcción de un salón de eventos.

 

El fin de semana se llevó a cabo una nueva asamblea en la cual se renovó la comisión directiva de la institución. Angelucci, que preside la Italiana desde el año 2010 irá por su séptimo período como presidente.

 

"Hicimos la asamblea y normalizamos la situación de comisión directiva y junta fiscalizadora, porque no lo habíamos podido hacer por el tema de la pandemia. Ahora cada dos años vamos a tener nueva comisión directiva y nueva junta fiscalizadora", le dijo Angelucci a LA ARENA.

 

En cuanto al momento que afronta la institución, dijo que los dos desafíos más próximos son culturales y económicos. "Tenemos dos grandes desafíos, el primero es cultural, y tiene que ver con el Festival de Cine, que se desarrollará durante la primera semana de septiembre. El sexto festival este año ya será latinoamericano, porque ya dejó de ser solo nacional", indicó.

 

Deudas.

 

Por delante, la institución tiene el desafío de poder afrontar y saldar las deudas que se acrecentaron durante la pandemia de Covid-19. "El otro gran desafío que tenemos es el económico, que significa tratar de cancelar la deuda que se generó un poco con la pandemia y con el tema de haber finalizado el salón 'La Fontana'. Estábamos en terapia intensiva y hemos pasado a una sala intermedia", indicó.

 

"Con el salón nos estamos recuperando porque lo tenemos alquilado para todos los fines de semana de acá a fin de año. En cuanto al Cine (la entidad piquense cuenta con dos salas) estamos en una época en la que se generan estrenos de muchas películas importantes. De todas maneras, no es la afluencia normal, sino de un 30 por ciento menos que antes", agregó.

 

En este sentido señaló que las restricciones que significó la pandemia para la apertura del salón de eventos y de las salas de cine, le generó a la entidad, una deuda de 9 millones de pesos.

 

"Ya hicimos planes de pago, ya hemos finalizado con una de las obras sociales, estamos al día con el plan de pagos y con la ART lo mismo. Tenemos un plazo largo con la AFIP, porque en un momento no nos cobraba nada pero ahora toda la deuda hay que pagarla. Además, estamos cancelando unos créditos del Banco de La Pampa", sostuvo.

 

"De a poco vamos salvando las deudas que es lo que más nos preocupa a los integrantes de la Comisión Directiva de la Asociación Italiana. Siempre fuimos una institución que no tenía deuda y con la mente de generar actividades o comprar propiedades como hicimos con la Casa Filipini, con proyectos a futuro que por ahora están guardados para más adelante", ahondó.

 

Casa.

 

La pandemia de Covid-19 le generó a la entidad importantes dificultades económicas, porque además de la imposibilidad de poder recaudar con el alquiler del salón y con la apertura de las salas de cine, le ocasionó un retraso en el pago de la deuda que tomó la entidad para construir el salón de eventos en su predio recreativo. A partir de esto, surgieron algunas alternativas, y una que se analizó fue la venta de la Casa Filippini, edificio emblemático e histórico de la ciudad. Sin embargo, este año el Municipio piquense envió al Concejo Deliberante un proyecto para declarar ese inmueble como edificio histórico, lo cual disipó cualquier posibilidad de venta.

 

"La Casa Filippini sigue estando como estaba. Estamos dispuestos a sacar un crédito para pagar la deuda que tenemos, porque la tenemos a la venta, pero no hay ninguna persona interesada. Desde el momento que el municipio mandó un proyecto al Concejo para que sea declarada monumento cultural de General Pico se disiparon todas las posibilidades de venta", explicó.

 

"Ya tuvimos una reunión con el presidente del Banco de La Pampa a la que nos acompañó la intendenta (Fernanda Alonso). Necesitamos un crédito blando y más que nada que tenga uno o dos años de gracia para poder empezar a pagar", finalizó.

 

' '

¿Querés recibir notificaciones de alertas?